domingo, 15 de noviembre de 2015

Avenida 6 de Agosto, escenario ideal para grandes espectáculos

La Avenida 6 de Agosto, la más grande y más amplia, se ha convertido en el lugar ideal para realizar grandes espectáculos. Por ahí se efectúa la Entrada del Carnaval de Oruro, cada año, las verbenas, ferias y las paradas militares, con más de 4.500 efectivos, carros blindados, tanques y otras fiestas.

Para cada acontecimiento especial, los organizadores piden permiso a las autoridades de la Alcaldía Municipal y éstas, de acuerdo a la importancia del acto, se dedican a “asfaltar el centro de la avenida, sólo para ese día”, invirtiendo 100 mil bolivianos.

Para la conmemoración de los 205 años de la creación del Ejército de Bolivia, se hizo el mismo trabajo, con cargo a los recursos económicos de la Alcaldía. La avenida, que siempre está disponible, tiene 11 cuadras y a ambos lados se pueden colocar graderías o para instalar un palco oficial, donde deben estar las principales autoridades e invitados oficiales.

Durante cuatro días, la Avenida 6 de Agosto fue cortada para el tráfico vehicular, para permitir la realización de actos culturales, deportivos y la parada militar. Se realizaron ensayos y ayer fue escenario de la parada militar. No hubo paso al Este ni al Oeste. Los policías fueron movilizados a ambos lados para impedir la circulación de los motorizados.

Miles de personas se concentraron en la avenida, para mirar el espectáculo. Los efectivos militares llegaron de diferentes unidades militares del país, confirmó el comandante de la Segunda División de Ejército, Víctor Hugo Canedo. El acto tuvo trascendental importancia, con la presencia del presidente Evo Morales.

La larga avenida permitió obtener las imágenes más importantes para cualquier ciudadano.

Para el 1 de Noviembre de 2015, con motivo de la celebración del nuevo aniversario de la fundación de la ciudad de Oruro, hubo otro espectáculo con artistas locales y nacionales. Se hizo una serenata el 31 de octubre, donde el alcalde, Edgar Bazán y el gobernador, Víctor Hugo Vásquez, estaban gritando “Viva Oruro”, frente a miles de personas y después de una caravana del orgullo orureño.

Para ese acontecimiento, también se tuvo que tapar los rieles. Se pidió permiso a la empresa Andina de Ferrocarriles, para que se pueda hacer ese trabajo y suspender los servicios de transporte de pasajeros y carga de esa empresa, con tres días de anticipación.

La Municipalidad tuvo que movilizar cincuenta trabajadores y una asfaltadora para cumplir ese trabajo. El asfalto estaba listo para la fiesta y, al día siguiente, el 1 de noviembre, llegó el primer tren y destrozó ese asfalto, solamente con el peso de la máquina y las ruedas de fierro que ingresaron sin problema, poco a poco, para llegar a la estación central del ferrocarril.

Para el Carnaval de Oruro, se hace lo mismo, pero esta vez con una semana de anticipación, para permitir la realización de la Anata Andina, la serenata, la colocación de graderías y para el paso de los 30 mil danzarines y 6 mil músicos que participan en la más grande peregrinación de Bolivia.

Los danzarines bailan mejor, cuando la avenida está tapada totalmente. El costo es mayor que los 100 mil bolivianos. Desaparecen las dos paralelas y los artistas contratados por la Alcaldía se dedican a pintar el piso con alegorías propias del Carnaval de Oruro y de los 52 conjuntos folklóricos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada